Escucha también en tu reproductor favorito:


Lo último:

Remedios naturales para el cabello seco.


Aceites calientes 
 Un gran remedio para cabello seco es mezclar aceite de coco, aceite de almendras y aceite de oliva (la cantidad suficiente para poder hacer un masaje capilar), calentar un poco y aplicar masajeando la cabeza. Deja que los aceites actuén al menos durante 20 minutos o durante la noche y luego enjuaga bien y aplica tu shampoo regular. Pronto disfrutarás de un cabello sedoso, suave y brillante.


Vinagre 

 El vinagre es otro gran remedio para tratar el cabello seco. Coloca una cucharada de vinagre mientras lavas tu cabello. Enjuaga bien y aplica luego el shampoo de manera regular. Obtendrás un cabello súper suave y con mucho brillo. Miel Otro gran tratamiento natural es hacer una mascarilla de miel para el cabello. Prepara una pasta para el cabello con miel y algún aceite, aplica durante 20 minutos. Enjuaga y usa el shampoo de manera regular. ¡Notarás de inmediato la diferencia!

Aloe vera 
El aloe vera es otro gran ingrediente para el cabello seco. Mezcla tres cucharadas de yogurt, cuatro cucharadas de aloe vera y dos cucharadas de aceite. Coloca la mezcla en tu cabello dejando actuar durante media hora. Enjuaga y tendrás un cabello brillante y lustroso.

Huevos 
 Lo huevos son otro ingrediente ideal que actúa como acondicionador natural. Solo tienes que usar las yemas de los huevos y masajear en tu cabello. Deja actuar durante 15 o 20 minutos y luego enjuaga. El huevo nutre las cutículas y cada hebra del cabello, dejando atrás la resequedad.

Banana y aguacate 
 La mezcla entre una banana y un par de aguacates es ideal para tratar el cabello seco y frágil. Mezcla una banana, un aguacate y ½ cucharada de aceite de almendras. Masajea en el cabello y deja actuar durante una hora. Luego enjuaga.

Bicarbonato de sodio 
 Mezcla ¼ taza de agua con una cucharada de bicarbonato de sodio. Arma una pasta y aplica en tu cabello con un peine. Luego enjuaga y lava. Puede parecerte que el bicarbonato de sodio tiende a secar el cabello pero eso sucederá solo en los primeros lavados. Usado regularmente, ayuda a absorber solo el exceso de aceite del cabello, elimina la caspa y mantiene el cabello suave y lustroso. Puedes sustituir el agua por un huevo. Agrega el bicarbonato mientras bates el huevo y luego aplica la mezcla en tu cabello. Lograrás decirle adiós al cabello seco.
Share on Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario